0

Las diferentes asambleas locales de Izquierda Unida en la provincia de Huelva han recogido durante el último mes más de cinco toneladas de alimentos para la Caravana por la Paz que ya ha iniciado su camino hacia los campamentos de refugiados en el desierto de Argelia, todo ello para ayudar al pueblo saharaui desterrado en esta zona inhóspita.

Según ha señalado el responsable de Política Institucional de Izquierda Unida en Huelva, David F. Calderón, “celebramos que seguimos colaborando con los compañeros y las compañeras de la Federación de Amigos del Pueblo Saharaui, con la que llevamos 30 años trabajando para ayudar a un pueblo que sigue tirado en el desierto después de 40 años con un culpable claro y directo, el Reino de Marruecos que no cumple las resoluciones internacionales».

Según ha señalado Calderón, en la actualidad hay personas que han nacido tiradas en un desierto y que con más de 30 años de edad siguen allí aguantando sin servicios públicos. “Por eso es tan importante el trabajo que hacen las compañeras y los compañeros de la Federación de Amigos del Pueblo Saharahui con el que Izquierda Unida colabora desde hace ya décadas”.

Por todo ello, lo importante “no son las cinco toneladas de alimentos sino la causa y la alianza entre organizaciones y fuerzas políticas como Izquierda Unida para que este pueblo, por fin, vea que se hace justicia”.

Por su parte, el presidente de la Federación de Asociaciones de Amigos del Pueblo Saharaui, Luis Cruz, ha indicado que “llevamos ya 30 años de ayuda humanitaria a los campamentos y siempre contamos con las asambleas locales de Izquierda Unida. Pero lo más importante para nosotros es que también contamos con el apoyo político de la formación”.

Cruz ha recordado que la República Árabe Democrática Saharaui está reconocida en el marco de Naciones Unidas por más de 80 países. Además de los 5.000 kilos de ayuda de Izquierda Unida, desde Huelva se han conseguido recaudar otras 20 toneladas que beneficiarán a la población saharaui en el exilio.

Por su parte, la responsable de Caravana por la Paz en la provincia de Huelva, Guadalupe Camacho, ha agradecido a Izquierda Unida “el apoyo continuo al pueblo saharaui ya que sin ellos sería imposible seguir en la lucha y la ayuda que han conseguido es muy importante”.

El portavoz de Izquierda Unida en el Ayuntamiento de Trigueros, Gregorio Cruz, ha remarcado “la importancia que tiene para Caravana por la Paz que en los diferentes municipios de la provincia se luche porque haya una partida de cooperación internacional de ayuda al pueblo saharaui, algo que los diferentes concejales de Izquierda Unida en los diferentes ayuntamientos han venido luchando durante años.

A este respecto, la secretaria local de Izquierda Unida en Huelva Capital, Mónica Rossi, ha lamentado que este año la alcaldesa de Huelva, Pilar Miranda, haya negado la ayuda a esta iniciativa y no haya aportado un solo euro a la causa” por lo que espera que en próximas ediciones cambie de opinión porque el pueblo saharaui “necesita nuestra ayuda”.

La Junta apuesta por el relevo generacional agrario con 130M

Artículo anterior

La Fundación Caja Rural del Sur destina a ayudar a Cruz Roja el concierto de Mingo Balaguer y Fernando Beiztegui

Artículo siguiente

También te puede interesar

Más de Destacados