0

En octubre de 2016, Miguel Galán, presidente de CENAFE (Centro Nacional de Entrenadores de Fútbol), presentó una denuncia al presidente de la Federación Española de Fútbol, Ángel María Villar y a Juan Padrón, vicepresidente, por un posible delito de administración desleal, prevaricación, además de otras infracciones, que suponían un trato de favor de la RFEF al Recreativo de Huelva en varias temporadas.

El Juzgado de Primera Instancia e Instrucción Número 5 de Majadahonda ha archivado el caso por no encontrar indicios suficientes que le hagan ver que hay ilegalidad.

El denunciante estimaba que el Decano tenía que descender administrativamente por los impagos que tenía en aquella época ‘negra’, en la que el club estaba presidido por Pablo Comas.

Miguel Galán, a su vez, estaba postulado como aspirante a las elecciones a la presidencia de la RFEF, que ganó Luis Rubiales, actual presidente.

Huelva se prepara para la fase de ascenso a LEB Plata

Artículo anterior

Preparar la Copa compitiendo en liga

Artículo siguiente

También te puede interesar

Más de Deportes